Buscar
  • BXP com

El Liderazgo contemporáneo: La economía centrada en las personas

Actualizado: 27 de oct de 2020

Más de 100 años han pasado de que las primeras fábricas comenzaron con la corporación moderna, y la digitalización ha permitido que el foco esté una vez más centrado en el aspecto humano haciendo a un lado cuestiones técnicas de los negocios. Una economía centrada en las personas, en dónde ahora la competencia es por ver quién genera la mejor solución, quien aporta más valor y quién ofrece un producto sustentable o responsable, requiere una reestructuración en las organizaciones. No puedes generar soluciones para personas si no atiendes también las necesidades humanas de las personas que componen tu organización.


Si los clientes dejaron de ser una masa indefinida para ser humanos con necesidades y miedos, es momento de olvidarnos de que los colaboradores son mano de obra en una fábrica, ahora son los encargados de habilitar una visión de negocio, el frente que tus clientes tienen para sacar valor y provecho a tu marca.

El rol ha regresado a esa raíz de ser Capitán de un barco. Si tu equipo te ve en dirección a un destino catastrófico, en contra de toda evidencia, las personas que aportan valor a tu organización, con criterio, capacidad de análisis, autosuficiencia y talento, lo más seguro es que te abandonen. Quizá se queden contigo colaboradores leales pero que gustan de cuestionar poco o nada, aquellos que cumplen para quedar bien contigo o bien, los desinteresados por los clientes.




El liderazgo contemporáneo es aquel que se aleja de tener la razón, ahora está inmerso en ser esa persona que intenta obtener la mayor cantidad de datos con

la mejor calidad, para tomar decisiones más certeras. El líder actual se asesora de las personas correctas para cuidar la organización y la visión que todos quieren trabajar.


Dejemos atrás esta obsoleta visión del capataz a cargo de la fábrica. Olvida que tu equipo es una maquinaria, es momento de dejar atrás ver a los colaboradores como recursos dispensables e intercambiables. Cada elemento en tu equipo tiene un atributo y valor, tu obligación como líder es identificar, aprovechar y alimentar.


El trabajo de un líder actual es ayudar a que tu equipo realice sus actividades mientras tú te ocupas por la visión de todo el campo de batalla, así ellos se enfocarán en labores específicas asignadas para cada uno. Los negocios necesitan más Generales históricos, carismáticos, personas que ganan batallas porque se ganan el cariño y la confianza de la gente, porque ayudan a que su equipo se sienta escuchado, porque reconoce que su equipo puede ayudarles a tomar mejores decisiones.


¿Estás dispuesto tú a ser parte de una nueva generación de líderes dispuestos a poner a la gente al centro de las victorias?

6 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo