Buscar
  • BXP com

Las nuevas tendencias en las nuevas organizaciones

Actualizado: 27 de oct de 2020

Mediante su Reporte “Global Marketing Trends”, (Tendencias Globales de Mercadeo), Deloitte identificó siete tendencias en las que las empresas debería centrar su atención en los próximos 18 a 24 meses para llegar a ser una empresa con conciencia social y humana. Para la elaboración de dicho reporte se realizaron entrevistas con más de 80 expertos en la materia en todo el mundo—incluidos los Estados Unidos, Canadá, el Reino Unido, Alemania, China, Brasil, Australia y otros.


Las tendencias:

· Experiencia humana

· Propósito

· Participación

· Confianza

· Fusión

· Agilidad

· Talento



Experiencia humana:

Si bien la tecnología ha facilitado la navegación por vidas ocupadas, puede erosionar elementos fundamentales de la conexión humana. Cuando las conexiones digitales, personales o profesionales, carecen de un toque humano, las personas pueden sentirse aisladas, mal representadas e insatisfechas. Las organizaciones deben centrarse en elevar la experiencia humana; para una organización, esto significa abordar necesidades humanas de conexión que aún no se cumplen mediante la alineación de los clientes, fuerza laboral y socios con un propósito común.


Propósito:

Las organizaciones que utilizan la determinación de crear conexiones más profundas con los consumidores, haciendo más por las comunidades en las que trabajan, atraer y retener talento y lograr mayores resultados e impacto en el

proceso. Las empresas que lideran con un propósito y construyen alrededor de él pueden lograr lealtad, consistencia y relevancia en la vida de sus consumidores.

Participación: a mayor interacción con cliente, mayor ventaja competitiva, además de estrechar la relación con la marca. La tecnología ofrece oportunidades para que consumidores, ciudadanos y comunidades participen en la configuración, influencia, construcción y co-creación de la marca en general.


Confianza:

Los clientes, reguladores y medios de comunicación esperan que las marcas sean abiertas, honestas y consistentes en todos los aspectos de su negocio: desde productos y promociones hasta la cultura laboral y las relaciones con los socios. En una era tecnológica conectada y de gran análisis de datos , las organizaciones deberían crear estructuras que construya sistemáticamente confianza al proteger lo que los interesados valoran más, los datos de los cliente y privacidad.


Fusión:

Las empresas que resuelve necesidades no satisfechas a través de la fusión con ecosistemas inteligentes y abiertos pueden desplazar sistemáticamente a los competidores que no están dispuestos (o no lo saben) a hacer lo mismo. Las organizaciones pueden expandirse a nuevas áreas comerciales al mirar más allá de los límites de la industria para abordar las necesidades de los clientes, identificar oportunidades de crecimiento y asociaciones, y crear un nuevo valor para los clientes.


Agilidad:

Muchas marcas líderes se están beneficiando al adoptar formas ágiles de trabajo y tecnologías predictivas para ganar una parte de la cultura y la conversación en lugar de sólo la voz o la impresión de la marca. Otras marcas deben hacer lo mismo, pasar del compromiso reactivo al proactivo para abordas los deseos y necesidades de los clientes. Para esto, las empresas pueden aprovechar el poder de los datos en tiempo real a los que accede mediante plataformas digitales y obtener información para diseñar experiencias humanas más personalizadas de manera ágil.


Talento:

Esta fuerza laboral diversa puede requerir un enfoque que valore la experiencia de un individuo y nutra a las personas completa, lo que le permita evolucionar y desarrollar nuevas habilidades y relaciones, al tiempo que crea lealtad hacia las marcas y los lugares de empleo.


Volcarnos hacia los datos, tomar decisiones basadas en éstos, es indispensable para el futuro laboral y el crecimiento comercial de la organización.


3 vistas0 comentarios